Nacionales
Polémica

En el ojo de la tormenta: la oposición y el oficialismo se unen para criticar a Boric por llevar a Vallejo a China

LA vocera del Gobierno de Boric, Camila Vallejo.

El 12 de octubre, en varios vuelos comerciales y uno oficial que tendrá siete escalas, partirá la delegación chilena que viajará a China y que encabezará el presidente Gabriel Boric y que incluirá un buen contingente de parlamentarios y ministros.

La comitiva incluye a los ministros de Relaciones Exteriores, Alberto Van Klaveren; de Obras Públicas, Jéssica López; Juan Carlos Muñoz (Transportes), Nicolás Grau (Economía), Esteban Valenzuela (Agricultura) y Camila Vallejo, ministra Secretaria General de Gobierno, la vocera.

La invitación a Vallejo, justamente, es la que ha despertado suspicacias en la oposición, pues desde el oficialismo lo entienden como un guiño a China que la vocera, militante del Partido Comunista, sea parte de la delegación. Aunque, por cierto, no es muy común que el ministro Segegob forme parte de estos viajes.

De todas formas, las críticas desde la derecha se dan en el contexto de que la ministra Vallejo debería quedarse para hacer las vocerías sobre temas relevantes para el gobierno, como el aniversario del estallido social el 18 de octubre.

Alberto Van Klaveren, el canciller, salió a explicar la presencia de Vallejo como parte de la delegación.

“La delegación que va a China desde el Ejecutivo es una delegación que está integrada por seis ministros de Estado. Una de las personas que va a participar es precisamente la ministra Camila Vallejo. Desde el punto de vista de nuestra relación con China eso tiene un valor simbólico importante dado que la ministra Vallejo es la única integrante del comité político del gobierno que integra a la delegación”, dijo el ministro de Relaciones Exteriores, quien agregó que su presencia le asigna un grado de importancia que le atribuye Chile a su relación con China.

Camila Vallejo, que esta semana estuvo de visita en la Región de Magallanes, dijo antes de regresar a Santiago, que entendía que las críticas por dejar la vocería para acompañar al presidente venían de parte del Partido Republicano. “Acá hay cuestionamientos de que no se considera a China o que se considera mucho a China, y la verdad es que todos sabemos que China es un socio comercial y estratégico para nuestro país. Es nuestro principal socio comercial”, explicó la ministra, quien agregó, como forma parte del comité político del gobierno, “es un gesto a ese país que requiere una atención especial en lo que son las inversiones presentes y futuras de nuestro país”.

Quien sí defendió que la ministra Camila Vallejo forma parte de la delegación fue el senador Iván Moreira, de la UDI. “En política exterior yo no me pierdo. Por eso defiendo la atribución del presidente Boric y lo importante es que los comunistas chilenos vean de lo que son capaces de construir los comunistas de China”, dijo el parlamentario.

El problema es que el viaje de Vallejo también ha sumado fuego amigo desde diputados de su sector. En el matutino, el diputado Jaime Araya, adscrito al PPD, reconoció las habilidades comunicacionales de la ministra, pero criticó que no se meta en los temas más puntiagudos para el gobierno. “Ojalá tuviera más audacia y menos cálculo, no están los tiempos para los repliegues tácticos, está muy dura la batalla comunicacional”, afirmó.

Tomás Lagomarsino, diputado independiente pero con cupo del Partido Radical, cuestionó que el gobierno tenga virtualmente blindada a la ex diputada. “Uno observa que sin lugar a dudas es vocera de los temas que menos costos políticos pueda pagar y los temas donde se pagan los costos los están pagando otros ministros”, afirmó.

Lectores: 255

Envianos tu comentario